El champiñón es un hongo que se cultiva en abundancia por su buen sabor y su gran interés gastronómico. Es fuente de vitaminas del Grupo B y D además de minerales como el potasio, el fósforo y el hierro, entre otros.