Las acelgas son unas verduras peculiares, que tienen un sabor que recuerda a la tierra, se come tanto la hoja como la penca o parte blanca, y son un alimento muy saludable. Aportan altas cantidades de vitamina k, E, C, B (B1, B3, B5, B6, B9) y A. Asimismo, contienen grandes cantidades de minerales como fósforo, hierro, potasio, sodio, calcio y cobre, además de ácidos grasos omega-3, betacaroteno, flavonoides, ácido fólico, yodo y luteína. También aportan una gran cantidad de fibra soluble y más hierro que las espinacas.